Presentación Corpobel



cita online tratamientos de estética

contacto whatsapp Teléfono de contacto Contacto
* PRECIOS VÁLIDOS EXCLUSIVAMENTE PARA
  COMPRAS EN LA TIENDA ONLINE

Tratamientos Faciales

PEELING DE CARBÓN CON LÁSER

Precio anterior: 69 € /ud
OFERTA: 49 € /ud
Unidades
+
-
Añadir al carrito Total

Descripción


El peeling de carbón activado, cuyo éxito radica en los beneficios de la acción del láser sobre una mascarilla de carbón activado, es ideal para exfoliar la piel, limpiar impurezas y cerrar el poro, así como para alisar la piel y reducir arrugas.  Este tratamiento, que es muy demandado en nuestro centro, es uno de los peelings que más éxito está teniendo en Europa. Es perfecto para pieles mixtas, grasas y para las personas alérgicas a los ácidos de los peelings convencionales.

 

 

Como funciona?

 

Un peeling láser con carbón activo es un tratamiento muy avanzado que elimina la última capa de piel muerta de la zona tratada, permitiendo una mejor regeneración y conseguiendo una luminosidad y suavidad en la piel.

 

1. Se realiza una limpieza superficial de la piel.

2. Un polvo fino de carbón activado se aplica en la zona a tratar.

 

Este polvo de carbon tiene la capacidad de absorber la suciedad de las profundidades de los poros. También puede actuar para reducir la inflamación del acné y exfoliar la piel.

 

3. Un láser Nd-YAG se hace pasar a continuación sobre la superficie de la piel.

 

El láser rompe el polvo de carbono, llevándose consigo cualquier tipo de contaminante que ha absorbido. Las partículas de carbón son muy pequeñas, y son capaces de penetrar en los poros y lugares de difícil acceso, lo que permite que el láser entregue de manera efectiva su energía a estas zonas seleccionadas.

 

La pequeña cantidad de calor que se produce cuando el polvo de carbono se descompone estimula la producción de colágeno en la piel. Al mismo tiempo, el calor destruye las bacterias del acné responsables de las espinillas, logrando un mejor control del acné.

 

¿El tratamiento es doloroso?

El láser se siente como una suave sensación de "hormigueo caliente" en la piel y no es doloroso.

 

 

¿Habrá algún tiempo de inactividad?

El Láser Nd-Yag con carbono activo es un procedimiento rápido que no tiene tiempo de inactividad. No se rompe la continuidad en el tejido de la piel durante el tratamiento.

 

Un leve enrojecimiento de la zona tratada puede aparecer y que normalmente se resuelven en unos 30 minutos. Al igual que con todos los tratamientos médico estéticos, los posibles efectos secundarios y complicaciones pueden ocurrir, pero son muy raros.

 

El peeling de carbón cierra los antiestéticos poros (su acción bactericida elimina la suciedad), tensa la piel y es muy eficaz contra el acné.

 

Procedimiento: Tras aplicar una mascarilla de Carbón activado aplicamos un láser Q-Switched de 1320 nm, (alta potencia), emite unas serie de pulsos de alta energía que se dan en breves espacios de tiempo (nanosegundos). La mascarilla de carbón activado se vaporiza por acción de los disparos del láser, eliminando las capas superficiales de la piel, lo que se traduce en una renovación celular. La evidencia de la efectividad de esta radiación de alta energía se traduce por un efecto fotoacústico, que da lugar a una onda mecánica de choque sobre la superficie cutánea y que se aprecia tanto al tacto como por la percepción de un chasquido. El calor producido por las partículas del carbón activado tiene dos beneficios adicionales. Reduce las bacterias responsables de acné (P. Acnes), lo que permite una mejor eliminación de las espinillas y también reduce las glándulas sebáceas (glándulas productoras de grasa), lo que ocasiona una menor producción de grasa, y por lo tanto reduce la congestión y la aparición de los poros.

 

Los tratamientos se pueden realizar en cualquier parte del cuerpo, incluyendo la espalda y el pecho. Al igual que con todos los tratamientos de la piel, los peelings con Carbón activado deben complementarse con una buena rutina de cuidado de la piel, y el uso diario de un protector solar de alto espectro. Los resultados son notables después de un solo tratamiento, pero para obtener mejores resultados a largo plazo se recomiendan tratamientos regulares.

 

🌟 El tratamiento del Carbón Activo es absolutamente indoloro y su realización es muy sencilla:

 

Se extiende una mascarilla de carbón activo y seguidamente se aplica el láser Nd-YAG. Lo que ocurre al aplicar la fototecnología es que las partículas negras del carbón se comportan como cromóforos diana, y al absorber la luz explotan, y a través de los poros, alcanzan los estratos cutáneos profundos, hasta donde conducen la energía láser.

 

🌟 Este mecanismo de acción lo convierte en una terapia muy efectiva en los siguientes tratamientos:

 

Higiene: Al hacer que penetre profundamente, impulsado por la energía láser, el carbón activo arrastra contaminantes y células muertas, haciendo que aparezca una piel limpia y renovada.

 

Peeling: Los componentes del carbón, al activarse por el impacto de la luz, producen una exfoliación responsable de eliminar las capas epiteliales queratinizadas, homogeneizar la textura cutánea, cerrar poros y aclarar hiperpigmentaciones.

 

Rejuvenecimiento: La acción renovadora asociada al efecto exfoliante impulsa una intensa estimulación de los procesos de regeneración celular, que deriva en el aumento de producción de colágeno y elastina. El resultado es el rejuvenecimiento de la piel, que se hace evidente en un cutis más terso, firme, con menos arrugas y líneas de expresión.

 

Anti-Acné: El efecto térmico producido por el láser unido al carbón activo, que de por sí ya tiene una acción bactericida, reduce la actividad de las bacterias oportunistas entre ellas el Propinobacterium acnes. Asimismo, se normaliza la actividad de las glándulas grasas, se descongestiona el tejido y se eliminan comedones.

 

Este tratamiento se puede realizar cada 21 días.

 

¿EXISTE ALGUNA CONTRAINDICACIÓN MÉDICA?

Se realiza una completa historia médica en la primera consulta para analizar posibles contraindicaciones y situaciones especiales de cada paciente, pero como contraindicaciones absolutas tenemos:

 

Personas que toman medicamentos fotosensibles.

Embarazadas y menores de edad (se valorará cada caso y con autorización familiar).

Enfermedad infecciosa y/o heridas en la zona de tratamiento.

Presencia de tatuajes en la zona de tratamiento.